Corcovado

Corcovado el sitio perfecto para acampar en Costa Rica

Al visitar el Parque Nacional Corcovado provoca perderse en la inmensidad de la selva para alejarse del bullicio y el estrés de los suburbios. Cumplir este anhelo es posible ya que esta reserva natural tiene todo lo necesario para acampar en Costa Rica.

En Corcovado puedes elevar una gran carpa, escapar y vivir, en elenco con la naturaleza virgen, una audaz e intensa aventura como mochilero. Numerosos senderos, especies diversas y un clima excepcional son solo una parte de la diversión que te espera al visitar este reservorio tropical.

¿Cómo llegar a Corcovado?

Para llegar a Corcovado puedes tomar varias rutas de acceso, desde la estación La Leona, la estación San Pedrillo, la estación Los Patos o en un recorrido de un par de días desde Puerto Jiménez hasta Sirena.

La ruta más costosa es atravesando la bahía de Drake hasta llegar a Sierpe, luego se debe emprender una trayectoria en barco hasta el parque, para distraerte en el recorrido puedes jugar una entretenida partida de póker online en Platinum Play, o disfrutar de las divertidas tragamonedas. Los costos del trayecto dependen del medio de transporte que elijas.

Para hacer más intrépida y alucinante la aventura puedes llegar en vehículo hasta Puerto Jiménez, luego te movilizas hasta Carate y comienzas una encantadora marcha a pie al parque. ¡Un sueño hecho realidad! Inicias tu jornada de campamento atravesando un atrapante sendero de 20 kilómetros.

¿Qué vas a encontrar en Corcovado?

El parque nacional de Corcovado encanta de buenas a primera, el bosque húmedo tropical se alza con una flora y una fauna de inspiración, en una extensión de 42.560 hectáreas terrestres y 3.354 hectáreas marítimas.

Esta reserva de gran riqueza e intensidad biológica alberga más de 500 especies vegetativas, 104 tipos de mamíferos, 117 tipos de anfibios, 367 clases de aves, y hábitats únicos con condiciones variadas entre los que destacan florestas, manglares, bosques de montaña, bosques nublados, pantanos, riachuelos y ricos ecosistemas costeros.

Los mochileros osados tendrán kilómetros disponibles para practicar senderismo acompañados de un agradable clima húmedo, una vegetación salvaje y espesa y un panorama de aves revoloteando en los altos árboles.

Para los amantes de las playas casi vírgenes, el parque congrega los mejores paisajes marino-costeros al atardecer. Para una acampada sensacional puedes escoger entre playa la Sirena o Playa Paraíso.

En el bosque hay mucho por hacer, trekking, excursionismo, camping, observación de la fauna terrestre y marina en su hábitat inquebrantable. Es importante contar con un guía que te oriente durante todo el recorrido, no es conveniente salirte de los senderos porque podrías perderte.

Hay espacios en lo profundo del parque bastante propicios para acampar en horas nocturnas, la mayoría se encuentran cerca de la estación de los guardaparques. Estos lugares prestan servicios de agua potable, agua caliente, primeros auxilios, radio y telefonía.

Sin duda pernoctar en Corcovado es una experiencia vivificante que ningún campista aficionado se puede perder.

La mejor época para acampar en Corcovado

En Corcovado el clima varía según la temporada, generalmente el ambiente se mantiene húmedo, con presencia intermitente de precipitaciones, y caluroso.

Asegúrate de contactar previamente a los administradores del parque para reservar y conocer la situación del clima, en virtud de que en ocasiones algunos senderos están cerrados por razones de seguridad.

La temporada ideal para acampar en el parque es la seca, la cual inicia desde mediados de diciembre a mediados de abril, mayo a septiembre, también entre julio y agosto.

En esta ápoca no hay lluvias torrenciales y el clima se presta para pasar una velada especial en la carpa, tomar las mejores fotografías o aprovechar el sol matutino frente al mar.

Recomendaciones

• Recorre el parque siempre en compañía de un guía oficial
• Utiliza gafas para proteger la vista del sol
• Usa calzados adecuados para desplazarte por los senderos
• Nunca te desvíes de la ruta o sendero
• Evita encender fuego o dejar desperdicios en el lugar
• Lleva contigo repelentes de insectos, y un protector solar
• Cuida el parque para el disfrute de todos


Relacionado:

Comentarios Facebook

Este sitio utiliza cookies. Conozca más sobre las cookies